UFO/OVNIS,Ciencia, Historia, Enigmas, Misterios, Noticias,Conspiraciones, NWO, Un viaje al otro lado, un viaje a lo desconocido. UN VIAJE A OTROS MUNDOS, OTRAS DIMENSIONES

Translate

El Gran Misterio de los Beatles:¿Está muerto Paul McCartney?


A los que son seguidores fervientes de esta banda musical, esta leyenda urbana no resultará nada nueva, pero los que no seguramente entretendra un rato. Si ustedes creen que el asesinato de JFK es la mayor conspiración del siglo XX, es que aún no habéis oído esta leyenda. La historia que exponemios a continuacion es un famoso hoax según el cual, supuestamente, Paul McCartney murió en 1966. Una muerte que los miembros del grupo han ocultado desde entonces.

El accidente 

A mediados de los años 60, la carrera de los Beatles estaba en pleno apogeo. Habían copado varios números uno en las listas de éxitos tanto del Reino Unido como de EEUU, e iban camino de convertirse en la banda musical más famosa de todos los tiempos. Pero cuando el éxito viene tan rápido, es inevitable que surjan los choques de ego entre los miembros del grupo. 

Según la leyenda, el 9 de Noviembre de 1966 Paul McCartney abandonó el estudio de grabación de Abbey Road tras una fuerte discusión cons sus compañeros. Paul, furioso, conducía su Aston-Martin a toda velocidad sin prestar atención a la carretera hasta que, al llegar a un cruce, no prestó atención a los semáforos y fue arrollado por un camión. 

Brian Epstein, por aquel entonces manager de los Beatles, fue avisado inmediatamente del accidente. Supuestamente, la cabeza de Paul había quedado tan desfigurada que fue necesario acudir a la muestra dental para identificarlo. MIsteriosamente, Brian consiguió que la policía no hiciese referencia a la muerte de Paul. El informe policial dejó constancia simplemente de que un hombre joven había perecido en el accidente, pero nunca sería identificado. 


Buscando a un doble 

Paul McCartney - antes y despues de 1966Los Beatles no podían permitirse perder a un miembro de la banda en su momento de mayor popularidad. La muerte de Paul suponía un conflicto de intereses, ya que éste era, junto a Lennon, el miembro mas popular del grupo y el preferido entre las mujeres. Lennon y McCartney eran el alma del grupo y los compositores de la mayor parte de las canciones. Por ello, y tras superar el shock de su muerte, Epstein tuvo una idea descabellada: buscar un sustituto, un doble con gran parecido físico con Paul que puediera reemplazarle en sesiones fotográficas y actuaciones. Para su voz en las grabaciones, se utilizarían a distintos dobles que pudieran imitarla. 


Finalmente el supuesto elegido fue un joven llamado William Campbell, que tenía un gran parecido con Paul pero contaba con dos importantes diferencias: era diestro (Paul era zurdo) y sólo sabía tocar la guitarra, no el bajo. Tras unos meses de entrenamiento en el manejo del bajo con al mano izquierda y un par de retoques estéticos, estuvo listo para su presentación en público. Durante unos años el engaño funcionó, pero de repente, en 1969… 

Surge la sospecha 

El rumor de la supuesta muerte y reemplazo de Paul McCartney apareció por primera vez en 1969. Todo comenzó con una llamada que alguien llamado “Tom” hizo a Russ Gibb, un famoso Radio DJ de la WKNR-FM. Gracias al chivatazo, el Disc Jockey narró por radio una de las leyendas urbanas más memorables de todos los tiempos: la supuesta muerte de McCartney y el posterior encubrimiento. 

Paul McCartney Hoax MagazinePoco después, Fred Labour, un estudiante de la Universidad de Michigan, publicó un curioso análisis en el periódico de la Universidad sobre “Abbey Road”, el disco publicado por los Beatles en ese mismo año. Fred aseguraba que en la portada y las letras del disco se encontraban numerosas pistas que deltaban la existencia de una gran conspiración para ocultar la muerte de Paul. 

Comenzaron a realizarse comparaciones visuales entre fotografías de McCartney tomadas antes de 1966 y fotografías de años posteriores (que supuestamente serían de su William Campbell) En ésta página web podéis ver una serie de imágenes animadas que confirman la teoría del doble mediante la comparación facial de las imágenes. 

Y así surgió la leyenda. En unos meses, los fans de todo el mundo habían encontrado cientos de referencias ocultas al trágico suceso. Supuestamente los Beatles, descontentos con el secretismo creado alrededor de la muerte de su compañero, se dedicaron a dejar pistas dispersas aquí y allá sobre lo que realmente había sucedido. El gran secreto de los Beatles sólo sería revelado para aquel que supiera seguir las claves dejadas por el grupo en sus obras posteriores a 1966. 



El Descontento de los Beatles 

Sin embargo los Beatles, descontentos con el secretismo creado alrededor de la muerte de su compañero, se dedicaron a dejar pistas dispersas aquí y allá sobre lo que realmente había sucedido. Veamos algunas de ellas. 

Sgt. Pepper’s Lonely Hearts Club Band (1967) 

Este álbum cuenta con una de las portadas más famosas de la historia de la música y, a la vez, llena de simbolismo para el tema que nos ocupa. En ella aparece una fotografía de los cuatro Beatles vestidos como sargentos delante de un collage de rostros célebres, entre los que se cuentan personalidades como Marilyn Monroe, Bob Dylan, Cassius Clay, D.H. Lawrence y hasta Shirley Temple. A la izquierda de los Beatles de carne y hueso aparecen unas figuras de los mismos en cera, más jóvenes (tal como eran antes de la supuesta muerte de Paul) y vestidos de traje oscuro. Todos los personajes están ante lo que parece ser una tumba abierta (¿la tumba de Paul?), por lo que la simbología de la muerte es evidente. 


Sobre la cabeza de Paul, en la portada del disco, aparece una mano abierta. La mano abierta es un símbolo de la muerte en algunas religiones orientales. Es el caso, por ejemplo, de la llamada “Jain Hand”, un símbolo de una doctrina hindú que representa la reencarnación del alma. 

Este hecho cobra aún más significado si tenemos en cuenta la relación de los Beatles con la cultura hindú. George Harrison había viajado ha dicho país por primera vez en 1966. Posteriormente transmitiría su pasión por el mismo a sus compañeros, que finalmente realizarían juntos un viaje en 1968. Durante su estancia, los Beatles convivieron con el gurú Maharishi Mahesh Yogi, aprendiendo meditación y empapándose de la mitología oriental. 

Sgt. Pepper's - HE DIEY aun hay algo más: Si se coloca un pequeño espejo perpendicularmente, justo en la parte central del bombo con las palabras “LONELY HEARTS”, de forma que las corte por la mitad y aparezca una imagen simétrica, vemos que aparecen las palabras “1 ONE 1 X HE DIE”. “1 uno 1″ son tres, los tres Beatles que quedaban con vida. La X hace referencia a Paul, que ha sido tachado porque ha muerto. Pero si aun así no queda claro, las dos siguientes palabras arrojan la pista final: “HE DIE” (ÉL MURIÓ). Por último, en la contraportada del disco, Paul es el único que está de espaldas a la cámara, lo que es otra referencia a la muerte. 


Además, “Sgt. Pepper’s Lonely Hearts Club Band” fue el primer disco de los Beatles que incluyó la letra de las canciones. En dos de ellas hay claras referencias a la muerte de Paul. En la pista 6, “She’s Leaving Home” hay una estrofa que dice “Wednesday morning at five o’clock”. Éstos son el día y la hora exactos del supuesto accidente de coche. En la última pista del disco, “A Day In The Life”, la letra es aún más clara cuando dice: “He blew his mind out in a car, he didn’t notice that the lights had changed” (Él perdió la cabeza en un coche, no se dio cuenta de que el semáforo había cambiado). 

Magical Mistery Tour (1967) y The White Album (1968) 


Los Beatles aparecen disfrazados de animales en la portada del disco. Mientras tres de ellos van de blanco, Paul está vestido de negro (el color de la muerte). Paul es la morsa (”Walrus”, en inglés). En la canción “I’m The Walrus” (Yo soy la morsa) Es John Lennon el que canta dicha estrofa, por lo tanto la morsa es él. Sin embargo, posteriormente, en la canción “Glass Onion” del álbum “The White Album”, John Lennon canta “Well here’s another clue for you all. The walrus is Paul” (Bien, aquí hay una última pista para todos vosotros. La morsa es Paul). Además, al final de “I’m The Walrus” puede escucharse una voz que dice “Bury me, bury me, bury my body (…) Oh untimely death” (Enterradme, enterradme, enterrad mi cuerpo (…) Oh finalmente muerto). 

Yellow Submarine (1969) 


El submarino que da nombre al disco aparece en la parte inferior de la imagen. Recordemos la letra de la canción que da título al disco: “Sky of blue, sea of green in our yellow submarine” (Cielo azul, mar verde en nuestro submarino amarillo). El submarino representa el ataúd de Paul, enterrado en una colina de césped verde. 

Pero éste no es el único símbolo claro, ya que de nuevo vuelve a aparecer de nuevo la mano abierta sobre la cabeza de Paul. 

Abbey Road (1969) 


La portada de éste álbum también esta cargada de referencias a la muerte de Paul. Los cuatro Beatles aparecen en fila, como escenificando un cortejo fúnebre. John Lennon va vestido de blanco: es el predicador, Ringo va de luto, es el amigo del difunto. George Harrison, a su vez, va vestido con un ropa vaquera e informal: es el enterrador. Paul es el único de los cuatro que va descalzo y camina con los ojos cerrados. En muchas culturas orientales, los difuntos son quemados descalzos. Además, su paso está descoordinado respecto al resto de los Beatles, como si no perteneciera a la procesión. Por último, el coche negro aparcado a la derecha, en segundo plano, parece un coche fúnebre. 


El resto de detalles son más sutiles, pero claramente reveladores. Hay dos claves que son especialmente importantes. La primera es que Paul está fumando… con la mano derecha. Recordemos que Paul McCartney era zurdo mientras que William Campbell, su supuesto sustituto, era diestro, aunque aprendió a tocar el bajo con la mano izquierda para disimular esta “pequeña” diferencia. 

El segundo detalle es la matrícula del coche blanco aparcado en segundo plano, en la que se puede leer “28 IF” (28 SÍ…) 28 años es la edad que tendría Paul McCartney en el momento de la publicación del disco… SI estuviera vivo.

Mas que una leyenda.

Estos son los datos históricos que anteceden a este gran misterio, a continuación expondremos la teoría mas reconocida en la actualidad de la investigadora Lay Ruth, la cuál expone en su libros de reciente publicacion la confirmación de la leyenda antes descrita. Fruto de una larga investigación, Lay Ruth nos presenta las impactantes conclusiones a las que ha llegado en el asunto de la muerte del ex-beatle Paul McCartney. Lo que hasta ahora era una leyenda enmarcada dentro de la rumurología, empieza a dar visos de realidad a la luz de diversos estudios forenses.

En 1969, unos meses antes de que los Beatles anunciaran su separación definitiva, surgió un impactante rumor: Paul McCartney estaba muerto y había sido sustituído por un doble. Una legión de fans se lanzó a buscar pistas, hallando un sinfín de detalles que dieron forma a una leyenda que a día de hoy sigue plenamente vigente.


¿Por qué habría de costarle tanto a alguien demostrar que está vivo? ¿Por qué sus declaraciones parecen indicar que no conoce su propia historia?

El rumor hasta nuestros dias.

Esta teoría está plagada de excentricidades, muchos aficionados al misterio y las leyendas urbanas han querido encontrar pistas en cualquier parte y a cualquier precio, incluso a costa de la credibilidad de lo que pretendían demostrar. Así, tenemos cosas como un supuesto “desfile funerario” en la portada de Abbey Road o una pista dejada en un álbum editado un año antes de la supuesta muerte (algo que se asegura en el documental “El último testamento de George Harrison”).

Es lógico, por lo tanto, que este asunto despierte tantísima incredulidad y sobre todo tantas críticas en aquellos que no se han adentrado demasiado en sus claves.

Sin embargo, hay una serie de puntos que han hecho que miles de personas estén cada vez más convencidas de que este mito podría ser real. No estamos locos, es que hay datos que no tienen explicación.

Los más importantes son los análisis forenses. No estamos hablando de fanáticos de los Beatles, ni creyentes en la leyenda PID (acrónimo de “Paul is dead”, como se la conoce), sino de profesionales con gran experiencia, reconocidos internacionalmente en su campo.

El punto de vista científico.

Muchas veces la verosimilitud de una teoría se mide a través de probabilidades. La matemática suele ser una ciencia bastante exacta. En el tema de la leyenda de la muerte de Paul McCartney, al margen de los mitos y el “folclore” creado a su alrededor a lo largo de más de cuarenta años, hay una serie de hechos (hechos, sí, no teorías ni interpretaciones) que sumados, acaban dando un número de probabilidades a su favor pasmosamente alto.

Un catedrático de la Universidad de Miami, Henry M. Truby, profesor durante cincuenta años y cuyo nombre sirve para designar actualmente unos premios de fin de carrera, afirmó en 1969 que, tras un análisis del espectro de voz, podía asegurar tajantemente que el Paul McCartney posterior a 1966 no era la misma persona.

Daniele Gulla investigó el misterio de los BeatlesEl perito antropométrico, Danielle Gullá, se arriesgó tras sus análisis de 2012, a hablar de nada más y nada menos que un 80%. ¿A cuánto ascienden las probabilidades si sumamos lo demás?


La perito grafológa Elena Marchetti afirmó que la escritura de McCartney había cambiado totalmente, incluída su firma. Conclusión a la que ya había llegado años antes el grafólogo que, en el marco del juicio de Bettina Hübers contra Paul, en el que exigía el reconocimiento de paternidad, realizó una comparativa.

Equipo forense que investigo al posible doble de mccartney Los forenses Carlesi y Gavazzeni realizaron estudios en base a fotografías (disciplina en la que ya habían trabajado con la policía para esclarecer varios crímenes), llegando a la conclusión que había partes del rostro de McCartney que, siendo absolutamente inmutables en un hombre adulto, habían cambiado notablemente a partir del 66.



¿Qué probabilidades hay de que todos estos expertos se hayan equivocado? ¿Cómo es posible que, al analizar la forma en que Paul McCartney cuenta su propia historia, uno no encuentre más que un cúmulo de mentiras, errores garrafales e incogruencias?

 Fuente: elgranmisteriodelosbeatles






Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...